AGRADECIMIENTOS

Doy las gracias a Dios por darme la oportunidad de ser y estar, por darme la vida, por darme salud, amor y amistad más que suficientes. Doy gracias a Dios por darme el perdón y la libertad, por darme hogar y alimentos de manera sobrada. Doy gracias a Dios por darme la iluminación necesaria, por darme ideas, por darme ilusiones, por tener deseos y poder hacerlos realidad, por ayudarme en las decisiones y poder decidir, por ayudarme en las acciones y poder actuar. Por todo doy gracias a Dios.

Doy gracias a mi mujer y a mis hijos por darme su amor, por darme su comprensión y por mantener vivas mis esperanzas puestas en ellos. Les doy gracias por estar junto a mí y ayudarme en las adversidades, por compartir la felicidad, por darme el aliento necesario y por animarme siempre. También les doy las gracias.

Doy gracias a mis amigos por estar ahí cuando los he necesitado, por darme el estímulo suficiente, por su entrega incondicional, por su fidelidad, a ellos les doy las gracias.

Doy las gracias a mis maestros, a todos los que me han educado, enseñado y formado a lo largo de mi vida. Gracias por sus enseñanzas, por transmitirme sus conocimientos, por ayudarme en mis errores y por darme esperanzas, gracias por ser mis maestros.

Doy gracias a todos los seres humanos por ser la fuente de mi inspiración, por ser fuente de motivación constante e inagotable, por ser mi razón de ser y por darme tantas oportunidades, gracias.

Doy las gracias a la Fundación XAFER por ayudarme y acompañarme a ser feliz, a vivir feliz y a hacer felices a los demás, y agradezco que esta Institución sea un camino, un recurso, un instrumento, un apoyo para todos los hombres. También doy las gracias porque sus miembros, sus recursos y sus medios hacen posible las distintas realidades y atienden las distintas necesidades de todos los seres humanos y, en especial, de los más desfavorecidos.

Doy gracias a todos los que han hecho, hacen y harán posible la presente realidad. A los colaboradores, a los profesionales, a los voluntarios, a los beneficiarios, gracias por su pasión, por su ilusión, por su perseverancia, por su constancia, por su paciencia, por su aportación y por su colaboración. Gracias a todos ellos.

A todos los seres humanos, mi mayor y más profundo agradecimiento por caminar por la senda del bien y especialmente gracias por...

“Ser Felices, Vivir Felices, y Hacer Felices”.