RAZÓN DE SER

En respuesta a nuestra razón de ser, que no es otra que la de “ser feliz, vivir feliz y hacer feliz”, disfrutamos cada momento de nuestra vida con la oportunidad que tenemos de ser felices y gozamos cada instante de nuestras vidas encontrando la manera de ser felices, decidiendo ser felices, pensando y viviendo para ser felices.

 

Hacemos y vemos cumplir la suma de nuestros objetivos como una Misión, nuestra MISIÓN, la Misión de esta FUNDACIÓN XAFER. Comprometiéndonos con nuestra razón de ser, comprometiéndonos con nosotros mismos y con los demás, comprometiéndonos a hacer cumplir y a atender nuestra Misión, comprometiéndonos a ser felices, a vivir felices y a hacer felices a los demás.

 

Nos ocupamos en encontrar las respuestas a las preguntas sobre felicidad, nos ocupamos en encontrar soluciones a las dudas y a las inquietudes que dan respuesta a la felicidad. Y en especial nos ocupamos en encontrar la felicidad, la felicidad interior de cada uno, de cada ser y la felicidad exterior de todos los seres humanos. Y disfrutamos de esa felicidad interior con uno mismo, y disfrutamos de la felicidad exterior compartiéndola entre todos los seres humanos.

 

Sentimos y hacemos de la felicidad una constante en nuestras vidas, porque nacemos para ser y vivir felices, y vivimos de manera feliz y en felicidad todas y cada una de nuestras experiencias cotidianas y extraordinarias, de nuestros éxitos y de nuestras adversidades, y encontramos la forma de ser y vivir felices y de hacer felices a los demás.

 

Cada uno de nosotros es feliz y será feliz, vive feliz y vivirá feliz y hace feliz y hará feliz a los demás, dando pleno y total cumplimiento a nuestra razón de ser. Y en agradecimiento a toda esta felicidad encontraremos la manera de dejar como nuestro legado a los que vendrán, una vida más feliz, una felicidad eterna.

 

Ahora eres convocado a ser feliz, vivir feliz y para que hagas felices a los demás seres humanos. Estás convocado a comprometerte a ser feliz, a vivir feliz y a hacer felices a los demás. Desde este preciso instante y para la eternidad debes ser feliz, debes vivir feliz y debes hacer felices a los demás, y de esta manera obtendrás la mayor satisfacción, el mayor beneficio que nunca hayas podido imaginar, porque, siendo feliz, viviendo feliz y haciendo felices a los demás eres el más agraciado de todos los seres humanos.

 

“Quien es feliz y vive feliz en su vida, aporta felicidad a la vida”